Número de lecturas: 5241
{lang: 'es-419'}

Cómo si hablásemos de un artilugio inventado por Q en una película de James Bond, hoy os traemos la última novedad de Toshiba: Un disco duro que se encripta a sí mismo y puede borrarse automáticamente bajo ciertas circunstancias.

Cuando creíamos que lo único que podía mejorar en el desarrollo de dispositivos de almacenamiento era la capacidad y la velocidad, Toshiba ha conseguido dejarnos con la boca abierta con su nuevo MKxx61GSYG, un disco duro de 2,5 pulgadas capaz de autoencriptarse para maximizar la seguridad de sus contenidos. La unidad parece un disco duro corriente, de entre 160 y 640GB de capacidad a 7200 rpm con interfaz SATA 3Gbps, pero si inspeccionamos sus características nos encontramos con que se trata de un SED (Self Encrypting Drive) que usa un estándar de encriptación AES por hardware con claves de 256 bits, para mantener todos los archivos seguros de cualquier ataque. Usando la información del sistema, almacena los datos correspondientes al hardware del ordenador en el que ha sido insertado, de modo que solo es accesible desde dicho ordenador.

Si el disco duro detecta que ha sido instalado en otro equipo distinto al original, bloqueará el acceso a la información almacenada, e incluso podrá borrarse automáticamente si se intenta forzar la entrada. Evidentemente, este HDD no es para el usuario convencional, si no que está orientado a organismos con una alta necesidad de seguridad para sus archivos y aplicaciones dedicadas a la seguridad de datos. Es compatible con el software de seguridad más conocido, permitiendo la incorporación de este disco autoencriptable en sistemas que ya contaban con soluciones de encriptación. Sin embargo, al contrario que estas soluciones de encriptación por soft que dependen del rendimiento de la CPU y la capacidad de la memoria RAM, el MKxx61GSYG puede encriptar en tiempo real todos los datos que se escriben en él, sin impactar en la tasa de lectura/escritura, haciendo uso de sus 16MB de buffer para la tarea.

El dispositivo estará disponible a partir de Junio principalmente para empresas a un precio todavía no publicado, en versiones de 160, 250, 320, 500 y 640GB. Este tipo de unidades viene de perlas para las PYME que mantienen un archivo de registro de sus clientes, o servidores web que almacenan información sensible ¿Están dispuestos a pagar un extra por la seguridad de sus archivos?

Fuente:

gizmologia.com

Be Sociable, Share!